Novedad editorial: “Borracheras no”

Esfuerzo, reflexión, ética y revolución en vez de alcohol, vómitos, servilismo y degradación.

por Félix Rodrigo Mora
esfyserv@gmail.com

El pequeño libro “Borracheras no. Pasado, presente y futuro del rechazo a la alcoholización” (85 pgs, 2 euros), pone sobre la mesa el tremendo asunto del alcoholismo de masas en las sociedades de la modernidad tardía, como vicio atroz e intolerable promovido por el aparato estatal y amparado, o visto con reprochable indiferencia, por quienes se dicen opuestos al vigente sistema de dominación.

El librito es fruto del II Encuentro Straight Edge, celebrado en Valladolid en abril de 2010, y pretende ser un instrumento de dicho movimiento, junto con textos suyo tan conocidos y significativos como “El sucio negocio de los bares”, entre otros.

Ha sido publicado conjuntamente por cuatro editoriales alternativas (Aldarull, Distri Maligna, Maldecap y Rompe la Norma), lo que indica la amplia voluntad existente de responder a la locura alcohólica.

Lo que oficialmente se suele llamar España no tuvo problemas graves con la bebida hasta 1965-85, cuando la acción combinada del franquismo y el parlamentarismo promovió autoritariamente el fenómeno del alcoholismo de masas, que desde entonces está en expansión.

Eso hace que hoy el 25% de los jóvenes sean “bebedores excesivos”, muriendo cada año más de 20 mil personas por esa causa.

Una función medular en la promoción del vicio de la bebida la ha desempeñado y desempeña la izquierda institucional y la progresía, así como sus terminales orgánicas del falso radicalismo de porro-y-cerveza, hedonista, holgazán, neoanalfabeto y vividor. Lo hacen porque el alcoholismo es un procedimiento expeditivo para promover el conformismo social, romper la convivencia, impedir la acción transformadora y hundir a cada uno en la impotencia y soledad del libar, expeler y destruirse espiritualmente.

No, emborracharse no es divertido, no es antisistema, no es revolucionario: es justamente lo que el poder dictatorial en curso desea que hagamos para que seamos los neosiervos perfectos.

En el estudio de las causas del alcoholismo “Borracheras no” establece cuatro grupos: el aleccionamiento propio de la actual sociedad que viola cada día la libertad de conciencia; los motivos estructurales, en tanto dictadura estatal y capitalista; las causas referidas a la construcción desde fuera del sujeto; y los factores existenciales, que rebasan la esfera de lo político.

De ese modo se evita una concepción simplista y reduccionista de un hecho tan complejo como el alcoholismo de masas, propio de las sociedades de la modernidad, que pone en evidencia la podrida, deshumanizadora y despótica naturaleza de éstas.

Se trata, pues, de establecer una alianza estratégica entre abstemios y bebedores moderados y autocontenidos para combatir el vicio de la embriaguez.

Pedimos que se coopere en la propagación del texto, creando equipos de estudio, haciendo que se difunda con la mayor extensión posible y llevando la acción antialcohólica a todos los ámbitos de la vida social, con comprensión, elegancia y afecto tanto como con firmeza y constancia, haciendo del propio testimonio (una vida limpia, activa entregada y superior, sin alcohol ni drogas) un elemento de primera importancia.

Fuente: Indymedia Madrid

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: